domingo, 17 de abril de 2011

Ajoarriero


El ajoarriero era un plato de arrieros, los que hacían la ruta de Bilbao a Zaragoza. Anque pernoctaban en posadas,  la comida de mediodía la hacían generalmente a la orilla  de algún rio; así podían descansar ellos y sus animales.

Los alimentos no eran fáciles de conservar, especialmente en verano, y se preparaban un plato de bacalao. Encendían una hoguera, ponían una cazuela de barro al fuego con aceite y tantos dientes de ajo como comensales, le añadían guindilla muy picante, pimiento verde troceado, un par de tomates, también troceados. Cuando los tomates estaban desechos por la cocción se añadía el bacalao, completamente desmigado, mezclándolo todo muy bien y dejándolo cocer muy poco. Finalmente le añadían un huevo por persona y lo removían consiguiento una especie de revuelto.

En Pamplona le ponían cangrejos de río y a Ernest Hemingway le encantaba tomarlo en sus visitas a la ciudad.


Hay quienes le añaden patata, dicen que suaviza el guiso. Otros langosta. A mí particularmente, como más me gusta es el que os muestro. Espero que os guste, y os deseo una feliz Semana Santa. 




Ingredientes para 4 raciones

  • 650 grs de bacalo desalado
  • 150 grs (netos)  langostinos pelados
  • 1 pimiento verde mediano
  • 4-5 pimientos de piquillo
  • 1 pimiento choricero
  • 1 cebolla hermosa
  • 1 tomate rallado o salsa de tomate casera
  • 4-5 dientes de ajo
  • 10 cucharada de aceite
  • 3 cucharadas de fumet muy concentrado que hago con las cabezas de langostino 
  •  
     
    Elaboración 
     
    Desalar el bacalao 36 a 48 horas, cambiando cuatro veces el agua. Dependerá del tamaño y piezas elegídas. Probaremos un pellizco  de bacalao tomado de la parte más gruesa. Una vez desalado lo escurriremos bien y lo secaremos con un papel de cocina. Lo desmenuzamos quitando las posibles espinas y reservamos.

    En una sarten y con la mitad el aceite, pochamos la cebolla picada y  el pimiento verde con una pizca de sal. Una vez que estén blanditos añadimos los pimientos de piquillo en cuadritos, el tomate y la carne del pimiento choricero que habremos tenido previamente a remojo. Reservamos.

    En otra sartén  calentamos el resto del aceite y ponemos los  ajos en láminas hasta que "bailen", hacemos las gambas y las retiramos. Agregamso las migas de bacalao y rehogamos a fuego vivo. Unimos las dos preparaciones y el fumet y   damos un hervor. Rectificamos de sal.

    Está mejor de un día para otro, y   frío es también una buena opción para tomar en bocadillo. (Baciando el pan con un sacabolas para que no se nos salga el relleno).

    11 comentarios:

    Paula dijo...

    efectivamente, en Zaragoza se hace muchisimo este plato, vamos, el bacalao al ajoarriero ;)

    Salu2, Paula
    http://conlaszarpasenlamasa.cultura-libre.net
    http://galletilandia.blogspot.com

    Silvia dijo...

    Qué brillo tienen esas fotos y qué delicia todo lo que hay en cada platito.

    Besos.

    Raquel dijo...

    El ajorriero es uno de mis platos preferidos y en estas fechas muy apropiado.
    Bss sorianos

    Clemenvilla dijo...

    Delicioso este ajoarriero!!! No se me había ocurrido tomarlo en bocadillo, pero qué bueno tiene que estar.....
    Un besito

    Silvia dijo...

    Ay que no lo he comido nunca!...como puede ser eso?...con lo que me gusta el bacalao,que combinado con los demás ingredientes ha de ser un plato exquisito,así lo dicen tus fotos...
    Me gusta vrete en la cocina,eh!

    Un besote CArmen ;))

    orquidea59 dijo...

    Que cosa más rica. Se sale del plato.
    Besos

    Rous dijo...

    Me encanta cómo narras la historia del plato. Siempre resulta grato adquirir conocimientos sobre el proceder de las cosas. ¡Muy buenas fotos y un plato muy sabroso! Besos y feliz descanso.

    fresaypimienta dijo...

    Carmen que buena pinta tiene el ajoarriero, que bueno tiene que estar!!!! muchos besos guapa

    CUATRO ESPECIAS Por ELENA ZULUETA DE MADARIAGA dijo...

    HOLA CARMEN, ME ENCANTA ESTA RECETA DEL AJOARRIERO, TANTO QUE TRAS VER TU BLOG DURANTE 2 MESES, ME PONGO DE SEGUIDORA TUYA Y TE AÑADO A LA LISTA DE MIS BLOGS DE CABECERA.
    SERÁ UN PLACER LEERTE SIEMPRE.
    BIEN VENIDA A MI PEQUEÑO GRAN MUNDO

    BESOS

    Francisco dijo...

    Hola Carmen, no conocía la historia de este plato. Desde luego, te han quedado sencillamente espectacular, irresistible con esa presentación.

    La foto estupenda. ¡Chapeau!

    Besos.

    Ana Segura dijo...

    Carmen, es una receta que no he probado nunca pero por sus ingredientes me tiene que encantar, tu foto tiene una pinta excepcional, te dejo un abrazo fuerte y gracias por tu felicitación, un beso.
    Ana

    Publicar un comentario